S&P 500 ^GSPC 5,272.47 -0.63%
Meta META $475.10 -1.00%
Nvidia NVDA $1,148.77 +0.86%
Apple AAPL $191.14 +0.60%
Alphabet GOOG $177.50 -0.29%
Tesla TSLA $177.08 +0.19%
Amazon AMZN $182.48 +0.18%
Microsoft MSFT $429.64 -0.16%

Según JP Morgan, nos enfrentamos a una subida del precio del petróleo. ¿Cuándo se producirá? ¿Cómo pueden beneficiarse…

Lilia Romero
26. 4. 2023
5 min read

En el último año, hemos asistido a una rápida subida de los precios del petróleo, de la que se han beneficiado todas las empresas del sector. Pero definitivamente no debería vender estos valores. De hecho, según JP Morgan, es posible que se avecine otro repunte del precio del petróleo.

Los datos históricos sugieren que, desde 1988, las subidas de tipos de la Fed han ido seguidas de un aumento medio del 9% en el precio del crudo Brent. Con la subida de tipos de la Fed prevista para mayo y la posterior pausa, los analistas de JPMorgan creen que los precios del petróleo están a punto de subir. En este artículo, analizamos las formas en que los inversores pueden beneficiarse de esta situación.

La principal conclusión: si la Reserva Federal pausa pronto su campaña de subidas de tipos, lo más probable es que al petróleo le vaya bien.

JPMorgan prevé que el precio del crudo Brent suba hasta los 94 dólares por barril en el cuarto trimestre, un 9,5% más que en la actualidad. Los mercados esperan que la Fed suba los tipos en mayo otros 25 puntos básicos, hasta un rango objetivo del 5-5,25%. Si esto se materializa, la correlación histórica entre los tipos y los precios del petróleo podría sugerir una oportunidad para los inversores.

Sin embargo, si EE.UU. experimenta sólo una leve recesión o aterriza suavemente, podría estar formándose ya un nuevo mercado alcista.

En el pasado, tras las pausas de la Fed en 2000, 2006 y 2018, los precios del petróleo acabaron entrando en terreno negativo, seguidos de recesiones. JPMorgan predice que una recesión leve o un aterrizaje suave pueden conducir a la formación de un nuevo mercado alcista en el petróleo. Los analistas esperan una recesión a finales de 2023 o 2024 y una inflación en torno al 4% en 2023.

La demanda de petróleo debería seguir resistiendo, según los analistas, ya que las necesidades de combustible siguen siendo elevadas y los inventarios comerciales de crudo de EE.UU. comienzan a disminuir.

¿Cómo pueden beneficiarse los inversores?

Hay varias formas de beneficiarse de la subida de los precios del petróleo. Es prácticamente igual que el año pasado. Así que los que no hayan vendido sus existencias de petróleo podrían ver nuevas ganancias. Pero recapitulemos las posibilidades.

  • Invertir en empresas energéticas: los inversores pueden plantearse invertir en acciones de empresas energéticas centradas en la producción y distribución de petróleo. Estas empresas pueden disfrutar de mayores beneficios debido a la subida de los precios del petróleo. Ejemplos de estas empresas son Exxon Mobil $XOM-1.2%, Chevron $CVX-1.4%, Occidental petroleum $OXY-1.7%.

Invertir en estas empresas puede resultar atractivo por su sólida posición en el mercado, su capacidad para generar un flujo de caja estable y su historial de pago de dividendos. Antes de invertir, sin embargo, es importante llevar a cabo una investigación exhaustiva y considerar los riesgos asociados a cada acción.

  • Invertir en ETF de petróleo: Una opción alternativa es invertir en ETF de petróleo (Exchange Traded Funds), que siguen la evolución de una cesta de empresas energéticas o del propio precio del petróleo. Esta estrategia permite la diversificación y reduce el riesgo asociado a la inversión en valores individuales. Ejemplos de ETF petroleros son el Energy Select Sector SPDR Fund $XLE-1.9%, iShares Global Energy ETF $IXC-1.8%.

Invertir en estos fondos puede proporcionar exposición al sector energético sin tener que poseer acciones individuales.

  • Invertir en fuentes de energía alternativas: a largo plazo, la subida de los precios del petróleo puede contribuir a aumentar el interés por fuentes de energía alternativas como la solar, la eólica y la movilidad eléctrica. Los inversores pueden plantearse invertir en empresas de estos sectores que puedan beneficiarse de la creciente demanda de fuentes de energía más limpias. Algunos ejemplos de estas empresas son NextEra Energy $NEE-1.4%, Vestas Wind Systems y First Solar $FSLR+0.2%.

Las inversiones en estas empresas pueden proporcionar diversificación y potencial de crecimiento a largo plazo, dado el aumento previsto de la demanda de soluciones energéticas sostenibles.

Al invertir en empresas energéticas, ETF petroleros y fuentes de energía alternativas, es importante tener en cuenta los riesgos asociados a la volatilidad de los precios del petróleo y los acontecimientos geopolíticos. Uno de los aspectos clave que los inversores deben tener en cuenta es que el sector energético está expuesto no sólo a cambios cíclicos, sino también a cambios estructurales asociados a la transición hacia fuentes de energía con bajas emisiones de carbono.

En conclusión, la situación actual del mercado del petróleo y la esperada subida de tipos de la Fed presentan oportunidades potenciales para los inversores que estén dispuestos y sean capaces de reaccionar con rapidez a los cambios del mercado y beneficiarse de las inversiones en empresas energéticas, ETF sobre petróleo y fuentes de energía alternativas.

ADVERTENCIA: No soy asesor financiero y este material no constituye una recomendación financiera o de inversión. El contenido de este material es puramente informativo.


Pase el artículo o guárdelo para más tarde.